martes, 7 de septiembre de 2010

Toc, toc, llaman a la puerta

...y entra la abuela de mi mujer, toda disgustada. Hoy esperaban la visita del alcalde, que debía ir a su casa para felicitar al abuelo por su octogésimo cumpleaños (ya celebrado con quienes de verdad importa el pasado sábado día 4), pero ha llamado la secretaria del ayuntamiento para disculparse, contrita: Que hoy no va a poder ser, que el alcalde tiene otros compromisos, que qué tal otro día.


Otro día me parece a mí que no va a ser, las agendas del pundonor tienen prioridad sobre las políticas. Además, la idea original partió del mismo alcalde, cuando a él nadie le había dado vela en este cumpleaños.






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails